María Martorell

martorell-intLa energía del color
La obra de María Martorell (Salta 1909- 2010) se inserta entre los lenguajes abstractos de la segunda década del siglo XX, los de la difusión de las teorías de la forma, (Gestalt) que llevaron a investigar sobre las condiciones de la percepción humana y las leyes que la rigen. Cuando estas tendencias surgían en el París de la posguerra, Martorell estaba allí experimentando y exponiendo en los llamados Salones de Nuevas Realidades, donde sus obras convivían con las de los compatriotas del Arte concreto, Madí y Perceptistas.
Fue una época de esplendor donde artistas como Víctor Vasarely guiaba el apoyo a la geometría desde la galería Denise René y nacía el arte óptico y cinético. A comienzos de los sesenta, Martorell expone en el Museo Nacional de Bellas Artes de Buenos Aires, en la exposición Ocho artistas constructivos (Brizzi, Espinosa, Lozza, McEntyre, Sabelli, Silva, Vidal, Martorell) que, curada por Jorge Romero Brest, lanza lo que se denominó “la nueva tendencia” de la geometría. Posteriormente con algunos de estos artistas participa del Grupo 13.
En Nueva York, la geometría de bordes netos (hard edge) y el pop, renuevan sus búsquedas y, hacia 1966, comienza sus obras de coloridas curvas en el espacio. Con estas telas participó de exposiciones emblemáticas de la geometría como Más allá de la geometría (Instituto Di Tella, 1967) y su versión americana Beyond Geometry.
Los colores y el dinamismo de la vigorosa cultura popular urbana de los sesenta, década cargada de optimismo y renovación, se refleja en la producción de Martorell. La expansión del público y las ambientaciones también fueron parte de su interés. En 1969 expuso La banda ondulante, una instalación con luz negra en la que trabajaba en un registro tridimensional la ilusión de movimiento propia de sus telas. Martorell continuó trabajando en esta línea a lo largo de su extensa carrera, probando nuevas series temáticas, pero siempre alrededor de la exploración de los efectos del color.
La presente muestra se propone reunir un núcleo significativo de su obra desde los años 50 hasta principios de los 90, y contempla la publicación de un exhaustivo libro catálogo que da cuenta de su verdadero aporte a la geometría argentina. Martorell es una de las artistas que introdujo en Salta el valor de la pintura moderna con una visión ligada a lo regional y a su historia americana. Así lo demuestran sus cartones para tapices en los que conjuga su imagen con el arte de los talleres de tejedoras de Cafayate y Molinos.
Si bien la obra de Martorell ha circulado por el ámbito local, nacional e internacional, este proyecto parte de la voluntad de realizar un merecido homenaje a su trayectoria y también de considerar la necesidad de una mayor visibilidad y reconocimiento tanto en la comunidad local, como a nivel nacional.
La variedad e intensidad poética de sus pinturas -que han sido comparadas con registros musicales- se refleja en la exposición María Martorell: la energía del color.

Inaugura el 8 de mayo a las 18 h
Cierra el 28 de mayo de 2014
Salas 4, 5 y 6